Biografía

Nací en Granada el 6 de septiembre de 1971 y mi nombre real es Eduardo Castro Domínguez
Y desde que tenia 5 años, mi pasión ha sido la música.

Empecé a tocar a los 14 años, con una vieja guitarra de feria, marcado sin duda por una concierto gratuito de los Burning en mi Granada natal. Hasta los 17 años, que me fui a trabajar a Andorra la Vella, no tuve una verdadera guitarra, eso si, acústica y durisima.
A los 19 años conseguí mi primera guitarra eléctrica  de 5ª mano y de...dudosa calidad, vamos a dejarlo ahí.

Al poco de terminar la mili me dirigía otra vez hacia Andorra y me paré a visitar a mi padre, en Zaragoza, y allí me quedé 18 años.
Mi madre me había dado mis ahorros , poco mas de 100.000 pelas de la época ( 600 € ) y lo primero que hice en Zaragoza , fue comprar un bajo Aria Pro y un ampli.

Mi primer grupo en Zaragoza se llamaba 3 bajo cero y era un grupo que quería tocar heavy, pero no le salia, así que hacía Punk.
Teníamos influencias de Barricada, Los Suaves, La Polla Records y cosas de ese rollo, aunque me gustaba, mis influencias eran mucho mas amplias.

Entré como bajista ( aunque yo quería ser batería, pero no podía permitírmelo )
Al poco tiempo el grupo cambió de nombre y se llamo Mala Vida....y desapareció

Entré a formar parte de un grupo que en la ciudad, tenia buena reputación y luchaba por darse a conocer. Este grupo se llamaba A Bocajarro.

A bocajarro en 2112 estacion del rock

También venia del Punk, pero se dirigía inexorablemente hacia los terrenos del Metal, o eso creíamos.

No se cuantos años estuve  pero fueron muchos, con muchos cambios de componentes. En uno de estos cambios yo pase a la guitarra solista y así me quede.

Paralelamente a A Bocajarro, y para ganarme unas pelillas me metí en el mundo de la pachanga, corría el año 1993 y compartía escenario con Ketama , Kiko Veneno y creía que me iba a comer el mundo...pero el mundo se me comió a mi....pero eso es otra historia.

Con A Bocajarro aprendí   crecí y grabe un disco auto producido que se vendió aceptablemente, actuamos con Skape, Amaral, Violadores del verso, Ixo Rai¡ y ( segun cuentan porque yo aun no estaba )  Sociedad Alkoholika

Pero todo tiene su fin y el de este grupo llegó.

Dejé la pachanga y fui técnico y pincha discos ( que no dj ) de una garito de Zaragoza que se llama  EL REFUGIO DEL CRÁPULA, un sitio que por aquel entonces era muy peculiar. Había conciertos todas las semanas:
Jueves, cantautores y viernes y sabados, grupos de cualquier estilo.
Los lunes se proyectaban ciclos de cine , los martes se dedicaban a los bailes de salón y tradicionales y los miércoles la jam-session, a la que venían multitud de músicos de todos los estilos.

En esta etapa intente un par de grupos, pero murieron jóvenes.

Aquí también conocí a la que ha sido la persona mas importante en mi vida: Tachi.
Es la persona que me ha aguantado mis altibajos y todas las canciones trozo a trozo y que me ha acompañado gran parte del camino.

Pero el garito cambió de dueños y la magia se esfumó.

Me dediqué a algunos trabajos bien y mal pagados, pero insustanciales.
Y mientras entre a formar parte del proyecto de blues de un colega armonicista, Jorge Liñan, el grupo se llamó El Último Trago

Blog de El ultimo trago

Este grupo también pasó por diferentes formaciones y llegamos a quedar 2 en el concurso del Rock & Blues Bar y actuamos con los Burning, los mismos que me habían inspirado para dedicarme al rock.

Durante casi todos estos años tuve un proyecto paralelo, con el que había sido la voz de A Bocajarro y EL Último Trago: mi gran amigo Carlos Fau.
Este proyecto se llamaba Ad Livitum y solo eramos Carlos , yo y mi ordenador.
Aun no hemos llegado a llevarlo al directo, pero por supuesto no lo descarto.

También tuve otro proyecto, con mi gran amigo Rúben Jaques al bajo, a la voz y a las guitarras y yo.
Rúben era el batería del último trago... polifacético el chico¡¡¡
Pero por diferentes motivos , la cosa no cuajó.

A principios del 2011 me fui a Asturias y volví a la pachanga.
En este tiempo compuse algunos temas y a través de hispasonic, conocí a Sergio Buitrago.
El carisma de su voz y sus letras me llegaron, y sin ninguna pretensión me dedique a arreglarle algunos temas.
Este proyecto se denominó MARANYA.

Para principios de 2013 he vuelto a Zaragoza.
Volví a recuperar amistades y Sergio, que vivía en Estepona, en un curioso arrebato de desesperación y arrojo, vino a Zaragoza para intentar montar Maranya.
Por los avatares que tiene la vida, la cosa no cuajó.
Él sigue peleando por sus temas y yo seguiré ayudandole en la distancia.

He vuelto a la pachanga de verano con el grupo DRAGONS y me he pasado un verano de muchas risas.
Actual mente comparto piso y estudio de grabación con  David Diaz, gran técnico y mejor persona.
Es lo que tiene la supervivencia

No paro de aprender cosas y aunque mis días no son del todo fáciles, sigo jugando a ser el dueño de mi vida....

Y hasta aquí puedo leer....

El Lobo en Hispasonic





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada